Valparaíso

De la mano de la vida

en la noche del puerto

amantes dan sexo en un callejón,

un gato callejero se detiene a mirar,

levanta la cola, maúlla y se va.

En un bar trasnochado

un marinero pierde la gorra

en los versos de una canción y

el mesero borra memorias

del  borde de los vasos.

Guarecido de miradas

el joven saca el puñal,

por unos pesos lo tiñe rojo

y  al cerro con su botín se va.

La noche se queda sola,

hay  silencio,

el puerto guarda secretos

de amor, crimen y olvido.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s