img_1297

 

 

 

 

La ocupación del Hombre es crear

un mundo en su alma,

un mundo que lo refleja como el espejo su rostro.

Somos la tabla de salvación de náufragos que

aferrados a nuestra memoria devoran nuestras horas.

Y, en la penumbra de nuestra celda humana,

cegados por la añoranza,

un flash de luz se nos escapa,

y queremos sentir, otra vez, lo ido.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s